Los amantes del buen chocolate pueden estar contentos con la última apertura comercial que se ha producido en la calle Sabino Berthelot 25 de Santa Cruz de Tenerife, la chocolatería artesanal Benush.
Ya son varias las personas y empresas que se han acercado a este obrador donde Behnoush Nikseresht, una joven danesa afincada en
Tenerife desde hace un año, elabora bombones, tabletas y trufas con
chocolate puro de origen belga. “Llegué a Tenerife para
trabajar en ATOS pero decidí dejarlo para lanzarme a emprender en algo que ya
había trabajado en Dinamarca y me gusta”, explica la dueña del negocio con un
perfecto español. 
Cualquier persona interesada en probar los chocolates que elabora cada día o
llevarse uno de los paquetes pensados para regalar, puede hacerlo en horario de
lunes a sábado de 10 a 14 y de 17 a 20 aunque también se pueden encargar con
mínimo dos días de antelación. La idea de esta artesana es también trabajar
para eventos y hoteles, además de ofrecer otros productos en su espacio aunque dice que “por ahora prefiero centrarme en dar a conocer el producto”.